Pistas al tesoro

Texto bíblico: Filipenses 4:4-5

Siempre disfruté los juegos en los campamento de adolescentes. Dos juegos eran mis preferidos: Quitarle la cola al zorro y la búsqueda del tesoro. En el juego de quitarle la cola al zorro, yo solía ser el zorro al cual los jóvenes debían atrapar. Luego de cansarlos mucho haciéndoles correr por el bosque me subía a un árbol y me dejaba atrapar. En cuanto al juego de la búsqueda del tesoro, requería de dos virtudes: conocer la Biblia y rapidez para correr de pista en pista.

Se puede hacer una comparación entre el juego de la búsqueda del tesoro y tener una vida cristiana gozosa. El gozo en medio de cualquier circunstancia es el resultado de hallar las pistas correctas en nuestra vida. Ir de pista en pista, con la mayor rapidez posible, nos posibilitará tener el tesoro de una vida gozosa. El libro de filipenses nos aportan las pistas, de nosotros depende encontrarlas para llegar el tesoro. Analicemos juntos las Pistas que nos llevarán al tesoro de una vida gozosa.

Pista #1
La Santidad (Filipenses 2:12-13)

Como ya mencionamos en estudios anteriores, los filipenses tenían un conflicto entre lo que dicen y hacen. Dicen amarse pero no son unánimes. El pecado de la contienda era una realidad en la iglesia. Y este pecado les apartaría de la presencia de Dios. Y nada quita más el gozo que estar lejos del Señor.

De ahí la exhortación del apóstol Pablo a buscar la santidad. La santidad es una obra que inicia en Dios pero corresponde a quien la busque ocuparse de la salvación.

Pista #2
Paz sobrenatural (Filipenses 4:6-7)

El tesoro de una vida gozosa es consecuencia de hallar la paz sobrenatural. La paz no es el resultado de la ausencia de los problemas sino de la actuación de Dios para estar sobre ellos. Dios otorga la paz cuando presentamos nuestra peticiones, ruego y acciones de gracias.

Pista #3
Fortaleza para superarlo todo (Filipenses 4:13)

El Apóstol puede enfrentar con gozo cada circunstancia de su vida porque encontró en Cristo la fortaleza para superarlo todo. Nada puede amargarlo ni desanimarlo porque todo lo puede en Cristo que lo fortalece. Este tipo de fortaleza es un don divino. Dios la concede a aquellos que deciden tener contentamiento con la situación en la que Dios los coloca.

Pista #4
Completa provisión (Filipenses 4: 19)

La oportunidad de que Dios supla todo es conseguida por el compromiso de los filipenses de sostener económicamente al apóstol en la labor misionera. Es decir por cuanto ellos se ocuparon dar para el siervo de Dios, ahora Dios les supliría la necesidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *